Varices en los pies

Comparte en tus redes sociales:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+

Ejemplo de varices en los pies

Muy frecuente suele ser advertir venas varicosas en las piernas, los pies y los tobillos en las mujeres, personas gruesas y mayores de edad. De forma hinchada y retorcida suelen advertirse.

Según las estadísticas casi el 30 por ciento de los adultos posee venas varicosas en los pies y cada vez son más los jóvenes que las tienen, fundamentalmente cuando son obesos o cuentan con algún padecimiento que incida en la circulación de la sangre. Generalmente esas venas son dolorosas y afectan a quien las sufre desde el punto de vista estético.

Generalmente estas venas se hacen acompañar de arañas vasculares, venas conocidas así por color azulado y forma de telaraña. Estas devienen en un signo de alarma pues aunque no duelan indican que hay algo que está incidiendo en la circulación de la sangre.

Foto de varices en pies

Síntomas de las varices en los pies

Las venas varicosas se notan a simple vista en los pies. Asimismo producen dolor, hinchazón y comezón en las piernas. Cuando el problema circulatorio aumenta y hay una fuerte presencia de venas el dolor en las piernas aumenta al estar de pie por mucho tiempo y la piel comienza a endurecerse, al tiempo que es posible que se desarrollen úlceras y llagas en la piel de alrededor de los tobillos.

La presencia de las venas varicosas indica que las válvulas que estas poseen para que la sangre no retroceda y llegue al corazón no se encuentran funcionando correctamente.  En esta zona sensible por excelencia al tener que luchar contra fuerza de gravedad las venas van perdiendo elasticidad y la sangre se acumula en algunas partes de las venas y provoca hinchazón y retorcimiento de las mismas.

Fotos de varices en los pies

Causas que provocan su aparición

En este sentido es preciso hablar de varios factores, entre ellos las transformaciones que en el funcionamiento del organismo implica el embarazo; momento en que aumenta el flujo sanguíneo y disminuye el paso del líquido de las piernas hasta piernas disminuye debido a que se destina apoyo circulatorio par el bebé.

De igual forma, potencian la parición de varices factores como la obesidad debido a la fuerza que se ejerce sobre las piernas cuando hay sobrepeso. Igualmente tienen muchas posibilidades de desarrollar várices las personas que tienen predisposición familiar y trabajan mucho rato sentadas o de pie.

Imagenes de varices en los pies

Tratamiento y prevención

De manera general las varices no constituyen un padecimiento grave y existen diversas formas para tratarlas. La terapia de compresión es una de ellas, la cual se basa en el uso de medias que ejercen presión sobre las piernas y los pies. De esta forma se reduce el diámetro de las venas varicosas al tiempo que se mejora la circulación sanguínea.

Existen otros tratamientos para situaciones complejas tales como la escleroterapia (inyección de una solución esclerosante en las venas dañadas); terapia con láser (efectivo sobre todo en la atención a venas de araña”, y ablación endotérmico (sello a través del calor de las venas afectadas).

No obstante, la mejor manera de prevenir las varices es haciendo ejercicios y manteniendo una dieta saludable. Asimismo, cambiar de posición es muy bueno para que haya mayor circulación de la sangre.

Comparte en tus redes sociales:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+